Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.elcomercial.com.ar/a/4174
Foco en los derechos humanos

El diario francés Le Monde publicó un duro artículo sobre la situación en Formosa

La nota citó testimonios de personas que pasaron por los centros de aislamiento, como así también denuncias de ONGs y funcionarios de la oposición.


Las polémicas medidas tomadas por el gobierno de Gildo Insfrán en Formosa en los centros de aislamiento destinados a tratar pacientes sospechados de tener COVID-19 llegó al diario Le Monde.


En una nota titulada "Sospecha de violaciones de derechos humanos en centros de aislamiento en el norte de Argentina", el diario francés describió la situación y citó declaraciones a funcionarios de la oposición y distintas ONG.

 
Entre los testimonios acusaron al Ejecutivo formoseño de “deriva autoritaria en la lucha contra la epidemia" y denunciaron "las insalubres condiciones de los centros de aislamiento”.

"La provincia contaría con un centenar de centros de atención sanitaria, escuelas, gimnasios y estadios utilizados por las autoridades para hacer frente a la pandemia", explicó el diario.

 
Citó cifras oficiales que hablan de que hay alrededor de 2000 personas alojadas en estos centros, a la vez que afirmó que Formosa "es un caso único en el país", dado que no permite que los posibles pacientes de Covid-19 cursen la infección en sus casas. 

 
El artículo, que se publicó el pasado viernes, también publicó testimonios de personas que debieron pasar por los centros manejados por el gobierno provincial. Una de ellas fue Mónica, la madre de un niño alojado en el lugar que apareció en una filmación que se difundió por las redes y los canales de noticias. 

“Nos tratan como prisioneras" , explicó la mujer en una entrevista con TN. "El 14 de enero, la policía vino a buscarnos a nuestra casa en medio de la noche porque estábamos en contacto. Desde entonces, hemos tenido dos pruebas negativas de COVID-19, pero no nos dejan ir", agregó. 

El diario citó a su vez el testimonio de Paola García Rey, subdirectora de Amnistía Internacional en la Argentina, dado que la ONG viene recogiendo testimonios de lo que está ocurriendo en Formosa desde enero.

“La política de la provincia es enviar a las personas que han dado positivo por COVID-19 así como a los casos de contacto a estos centros de aislamiento. Enfermos o no, las personas se alojan en los mismos espacios mal ventilados, separados por finos tabiques, comparten los mismos lugares para las comida”, comentó García Rey.

La nota también se detiene en la cantidad de contagiados y fallecidos por Covid-19 que el gobierno provincial presenta como evidencia de su exitosa política sanitaria, pero que la oposición afirma se basa en medidas restrictivas.

“Formosa es la provincia argentina con menor número de muertes por coronavirus: 10 en total, y menos de 1200 casos positivos (para una población de casi 600.000 habitantes) desde el inicio de la pandemia. Una valoración que las autoridades de la provincia plantean periódicamente como prueba de una política sanitaria exitosa, pero que, según detractores del gobierno local, se basa en una restricción excesiva de las libertades individuales”, explicó Le Monde.

En esta línea, el medio también señala que la provincia cerró sus fronteras por ocho meses y citó algunos casos de tragedias que en su momento causaron conmoción.

"La provincia cerró sus fronteras a todas las llegadas, sean o no de Formosa, durante ocho meses. En octubre de 2020, la muerte de un joven por ahogamiento, luego de que intentara ingresar cruzando un río porque quería ver a su hija", completó. Clarín

Notas Relacionadas