Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.elcomercial.com.ar/a/2982
CORONAVIRUS

Putin reconoció que la vacuna rusa todavía no está autorizada para mayores de 60 años

"Yo atiendo a las recomendaciones de nuestros especialistas y por eso por ahora no me he puesto la vacuna", dijo Putín que tiene 68 años. Alberto había dicho que sería el primero en vacunarse, pero no podrá.

El presidente Putin en la teleconferencia con medios que realizó este jueves.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, admitió que la vacuna Sputnik V todavía no está autorizada para su aplicación a mayores de 60 años, una novedad que ensombrece más el plan del gobierno argentino de ir a buscar las primeras 600 mil dosis la semana próxima, aún sin la aprobación de Anmat.

"Yo atiendo a las recomendaciones de nuestros especialistas y por eso por ahora no me he puesto la vacuna, pero lo haré sin falta cuando sea posible. A la gente como yo la vacuna todavía no llega", dijo este jueves el jefe de Estado ruso, de 68 años. Lo hizo durante la conferencia de prensa anual -un evento global- que suele realizar en Moscú y que este año tuvo que ser online por el Coronavirus.

La información, hasta ahora desconocida, indica que la vacuna rusa todavía no fue aprobada para su uso en mayores de 60 años y menores de 18, algo que aparentemente estaría estudiando en estos momentos el Ministerio de Salud ruso. La Sputnik V todavía está en la fase 3 de los ensayos. Esta información agudiza el desacople a la Argentina con otros países de la región, como México, Ecuador y Chile, que ya anunciaron que comenzarán a vacunar a su población de riesgo con la norteamericana Pfizer, que como reveló LPO en exclusiva, nuestro país se perdió por una trama opaca en la que se menciona al empresario Hugo Sigman.

El dato revelado por Putin no hace más que sembrar nuevas dudas sobre la vacuna rusa en la comunidad científica internacional, que ha reclamado insistentemente al gobierno de Putin que entregue la información sobre la Sputnik V. Las autoridades rusas tampoco han pedido autorización a la agencia reguladora europea EMA. La OMS también ha pedido información.

Todas estas dudas y esta información hasta ahora no revelada impactan en el plan del gobierno de Alberto Fernández de apurar la llegada de la vacuna rusa. La Casa Rosada adelantó que la semana próxima partirá un avión de Aerolíneas Argentinas a buscar las primeras dosis.

La jugada del Ejecutivo fue casi una respuesta interna a los dichos del propio ministro Ginés González García, que este martes admitió que es muy difícil que llegue antes de fin de año como prometió Alberto. Desde el entorno del presidente se apuraron a desmentirlo y este miércoles pusieron en marcha el plan de realizar un viaje con periodistas invitados para traer las dosis. Ginés apostó todo a la vacuna de AstraZeneca que produce Sigman y desde el inicio resistió la opción rusa.

Lo llamativo es que ese viaje se realizará sin que hayan regresado desde Rusia los funcionarios del Ministerio de Salud y de la Anmat que se supone están recabando información sobre la vacuna para su aprobación de emergencia. Esa aprobación todavía no está, pero igualmente el gobierno irá a buscar las dosis. Fuentes del gobierno explicaron a LPO que estiman que la autorización estará resuelta antes del 24 de diciembre. "Por eso se atrasó el viaje que estaba previsto para el 20", afirmaron.

En una primera reacción oficial, Carla Vizzotti que se encuentra en Rusia intentó relativizar la situación con los mayores de 60 años. "Hasta ahora los datos analizados y la recomendación de utilización es hasta los 60 años. Nos informaron que ya evaluaron en el comité independiente a los mayores de 60. Lo han elevado al Ministerio de Salud, a la entidad regulatoria junto con Gamaleya y están terminando los últimos pasos para poder también aprobar el uso de esta vacuna en los mayores de 60 años", explicó la secretaría de Acceso a la Salud a C5N.

El propio Alberto Fernández había prometido ser el primero en aplicársela como un gesto de confianza ante la sociedad. "No tengo ninguna duda de su calidad. Yo voy a ser el primero en vacunarme", dijo días atrás, lo mismo que Ginés González García. El presidente tiene 61 años y el ministro 75. Ninguno podría ser vacunado hasta que no llegue esa nueva autorización que anticipó Vizzotti.

(La Política On - Line)

Notas Relacionadas