Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.elcomercial.com.ar/a/2058
Estafa telefónica

Se hacen pasar por la ANSES para obtener las credenciales del home banking

Estafadores se hacen pasar por empleados del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación o del ANSES y llaman telefónicamente con la excusa de ayudar a cobrar un monto similar al IFE. El objetivo es tomar el control de la cuenta bancaria de la víctima, robar dinero o solicitar préstamos a nombre de la misma.

Se hacen pasar por la ANSES para obtener las credenciales del home banking

Estafadores están implementando una modalidad de engaño que consiste en comunicarse telefónicamente con potenciales víctimas, hacerse pasar por empleados del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación o gestores de la ANSES y convencer a las personas de que las están llamando para ayudarlas a cobrar una suma de dinero que correspondía el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE), hoy por hoy reemplazado por otros programas sociales.
Lo que termina sucediendo es que los estafadores obtienen las credenciales del home banking de la víctima, secuestran su cuenta y sacan un préstamo a su nombre.
Ya hubieron denuncias sobre dicho caso particular cuya modalidad utilizada por los estafadores consiste en una comunicaron primero vía WhatsApp diciendo que son de la ANSES, que le correspondía un nuevo monto de 10.000 pesos esté o no incluido en el denominado Ingreso Familiar de Emergencia y que se contactaban para ayudarla a cobrar el beneficio. Sin tener conocimiento de quienes tenían acceso a la IFE y dada la incertidumbre económica que muchas personas atraviesan por la situación actual que se vive a raíz de la pandemia, la posibilidad de obtener el beneficio resulta atractiva pero engañosa.
Luego llaman por teléfono y solicitan que vayan a un cajero con su tarjeta donde serían guiados con los pasos que deben realizar para cobrar el dinero.
Es muy común que durante la comunicación telefónica les vayan derivando a distintos supuestos licenciados u operadores de ANSES para distraer e incluso utilizan el mismo audio que utiliza la entidad oficial para las llamadas en espera, lo que genera la sensación de ser el organismo oficial. Una vez en el cajero y confiando de que todo es legítimo, la persona sigue los pasos que le van diciendo y, creyendo que se está ingresando el código para cobrar la IFE, lo que en realidad se está haciendo es modificar la clave de home banking por una que le indican los estafadores y desde ahí operan para las transacciones de dineros a otra cuenta bancaria o solicitan prestamos de importante suma de dinero.


Recomendaciones:
1) No facilite sus datos personales (usuarios, claves, contraseñas, pin, Clave de la Seguridad Social, Clave Token, DNI original o fotocopia, foto, ni ningún tipo de dato), por teléfono, correo electrónico, red social, WhatsApp o mensaje de texto. Las entidades bancarias tampoco piden esa información.
2) No ingrese datos personales o bancarios en sitios por medio de links que te llegan por correo electrónico, podrían ser fraudulentos. Mantenga siempre actualizado sus datos de contacto con el banco donde usted es cliente.
3) No acepte beneficio en los que te pidan a cambio hacer una transferencia de dinero.
4) Tampoco la asistencia -presencial o telefónica- de terceras personas para operar en cajeros automáticos. Recuerde que está prohibido hablar por teléfono celular en entidades bancarias y en los lugares asignados a dichos cajeros automáticos.
5) Ante la menor duda, contactar con el banco a través de sus canales oficiales.
Maniobras como las descriptas están tipificadas como delito por lo que se sugiere llamar a la línea de emergencia 911 y denunciar los casos en la dependencia policial más próxima a su domicilio.