23 °C
Lunes 23 de octubre de 2017

Después del 22 de octubre, Macri tendrá ante sí un escenario problemático

Fuente Aumentar Fuente Disminuir Fuente
Después del 22 de octubre, Macri tendrá ante sí un escenario problemáticoDespués del 22 de octubre, Macri tendrá ante sí un escenario problemáticoSe buscará una combinación de populismo con ortodoxia en el campo económico? No sé cómo se pueden compaginar y, de intentarse, qué posibilidades de éxito tendría.

Aun partiendo del supuesto de que el oficialismo gane las elecciones del próximo 22 de octubre, lo que posibilitaría que tuviera un mayor número de diputados y senadores, Mauricio Macri tendrá ante sí un escenario interno y externo más complicado que en sus dos años anteriores.

Si elige mantener su modelo macro populista en lo económico, como lo viene haciendo al menos desde mediados de este año, extrayendo la conclusión de que es el que le permitió salir triunfante en las elecciones, estaría creando las condiciones objetivas para que en los dos próximos años ese modelo le estalle en las manos.

Como tantas veces ha ocurrido en el pasado argentino, cada día que pase después de las elecciones la presión subterránea sobre el dólar crecerá de modo firme, sostenido y con fuerza creciente, lo que pondrá al factor tiempo contra el Gobierno, ya que lo forzará a gastar recursos en sostener un dólar cada día más insostenible.

Hay que imaginar un stock de Lebac que supere el billón de pesos a un ritmo importante, lo que obligaría al Central a emitir dinero para poder financiar esa masa de títulos de deuda, lo que, a su vez, exigiría mantener altas tasas de interés diluyendo o amortiguando el crecimiento del PBI.

Es difícil que Macri y su equipo decidan seguir avanzando por la línea del populismo económico, pensando que podrían llegar sin grandes sobresaltos a octubre del 2019, con la esperanza de vencer en las elecciones presidenciales y así asegurarle a Macri otros cuatro años de gobierno.

Si se impusiese la línea ortodoxa de priorizar la reducción del déficit fiscal y terminar con la emisión monetaria para su financiación, concentrando todos los esfuerzos en contraer el gasto público suprimiendo o reduciendo al mínimo los subsidios económicos, entonces la impronta de estas medidas golpearía a vastos sectores de la sociedad con la pérdida de empleos y de fuentes de ingreso.

También un programa ortodoxo, según el criterio de sus autores, tendría que llevar a terminar con el déficit cuasi fiscal del Central, cambiando el stock de Lebac por un título público de deuda soberana, indexado en pesos o emitido en dólares, algo así como una reedición del Bonex 89 con otros ingredientes.

A esto habría que agregar que una política de fuerte contracción del déficit fiscal, de claro signo deflacionista, se combinaría con un cada vez mayor retraso en el precio del dólar, con lo cual las exportaciones de bienes y servicios no podrían compensar la caída de la demanda interna como resultado del corte del gasto público a nivel nacional, que también se extendería al resto de las jurisdicciones provinciales y municipales.

En el orden internacional, a nuestro juicio, se estaría ante un escenario de menor liquidez impulsado por las políticas monetarias más restrictivas tanto en Europa como en los Estados Unidos, lo que sube el costo del endeudamiento externo en todos los mercados.

El proteccionismo comercial impulsado por el gobierno de Donald Trump y las previsibles medidas de represalia implican un comercio internacional mucho más conflictivo y más difícil de operar con éxito para cualquier país, más todavía cuando Argentina tiene un dólar fuertemente subvaluado.

¿Qué rumbo seguir? ¿Se buscará una combinación de populismo con ortodoxia en el campo económico? No sé cómo se pueden compaginar y, de intentarse, qué posibilidades de éxito tendría.

Macri no tiene dos años para llevar adelante su futura gestión económica, sino que tiene hasta fines del 2018 o hasta el primer trimestre del 2019, porque después sólo quedarían seis meses para octubre de ese año y, para ese entonces, las cartas estarían echadas y nada decisivo podría hacerse.



Por Heriberto Deibe

Espacio Publicitario
 
 

Comentarios (0)add
Escribir comentario
IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento, fuera de contexto o no relacionado con la nota en cuestión, será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
corto | largo

busy
Radio Uno En VIVO!!!!

VIDEOS

You need Flash player 6+ and JavaScript enabled to view this video.


Edición Hojeable